Ancestral culto a la deidad de la cocina de los Ha Nhi

(VOVworld) – El agua y el fuego tienen una gran importancia para los Ha Nhi. Según su filosofía ancestral, el agua es sinónimo de vida mientras el fuego es la fuerza que la mantiene. Por tanto en las viviendas autóctonas, la cocina siempre ocupa un lugar especial y hasta la fecha estos aborígenes mantienen el tradicional culto a la divinidad del hogar. 

Los Ha Nhi, uno de los 54 grupos étnicos de Vietnam, viven adaptados desde tiempos inmemoriales al clima y el entorno de las zonas montañosas del norte, apoyándose en la naturaleza, sobre todo los espesos bosques del área. Sus casas, llamadas “nha trinh tuong”, están hechas de tierra cruda, con gruesas paredes y techo de hojas, lo cual garantiza un ambiente interior fresco en el verano y tibio en el invierno. Según la tradición, tras finalizar la construcción de una casa, lo primero que una familia Ha Nhi hace es invitar a la deidad del fuego.

Ancestral culto a la deidad de la cocina de los Ha Nhi - ảnh 1
 "Nha trinh tuong", la vivienda tradicional de los Ha Nhi en Lao Cai

Partiendo del concepto de que el fuego tiene como origen la piedra, antes de asentarse en la nueva casa, su dueño va a un lugar del monte donde supone que el hombre jamás ha pisado para escoger una piedra que terminará colocando al lado del fogón casero. Para los Ha Nhi, en esta piedra sagrada radica la deidad del fuego o de la cocina, que les ayuda a mantenerla encendida y a la vez bendice a la familia. Ly Gio Co, residente de la comuna de Y Ty, en el distrito de Bat Xat, provincia de Lao Cai, dijo al respecto: “El horno de los Ha Nhi siempre cuenta con una piedra que representa a la deidad del fuego. En los días festivos rendimos tributo a la referida divinidad, al dios de la tierra y a nuestros antepasados encarnados en esta piedra”.

Antes de vivir en la nueva casa, el dueño sacrifica un cerdo para ofrendar al protector divino de la familia e invita a los parientes y vecinos a la celebración. En las ocasiones solemnes y la festividad de fin del calendario, ofrece a esta deidad un pastel “banh day” hecho de arroz glutinoso y una taza de aguardiente para manifestarle agradecimiento por haber mantenido activo el horno de la familia durante todo el año.

Mientras en la vida cotidiana, casi todas las actividades familiares de los Ha Nhi se desarrollan alrededor del fogón. Se desempeña como la cocina, el lugar para recibir a los visitantes y a la vez el espacio de culto a las divinidades del fuego y de la tierra. No es extraño que existan muchos tabúes relacionados con este lugar. Nadie debe pisar la piedra, pasar sobre ella o tocarla con varas.

Ancestral culto a la deidad de la cocina de los Ha Nhi - ảnh 2
El fogón es colocado en el centro de la casa

Siguiendo las costumbres matriarcales del pueblo Ha Nhi, la atención del hogar es gestión propia de las madres y hermanas. No se trata solamente del lugar para elaborar las comidas, sino además para comprobar las virtudes de las mujeres. Son ellas quienes se ocupan de encender el horno para hervir el agua cada mañana después de levantarse, actividad que demuestra el cuidado familiar por parte de las féminas.

En los primeros días del año nuevo, el encender el fogón casero es un gesto de gratitud a la deidad de la cocina y los antepasados. La cocina es también el espacio de charla entre las mujeres de la familia. Los visitantes, si quieren entrar en este lugar, deben tener permiso de los propietarios de la casa. Tran Huu Son, de la Dirección de Cultura, Deportes y Turismo de Lao Cai, destacó lo siguiente: “La cocina de los Ha Nhi es muy importante y la piedra colocada en ella simboliza el protector del hogar. Es curioso saber que este ser divino lleva el sexo femenino porque desde antaño solo las mujeres lo atienden. En los primeros y últimos días del año, le brindan dulces, té y aguardiente. Si está ausente el ama de la casa, la hija mayor será la que realiza este rito en sustitución de su madre.”

En la nochevieja, todos los miembros de la familia se reúnen alrededor del fogón escuchando contar a los ancianos el origen de la raza humana, la historia de sus ancestros y la tradición del linaje, una costumbre que se transmite de generación en generación en esta etnia.

Hoy día, a pesar de los cambios en su estilo de vida así como la mezcolanza con los rasgos culturales de otros grupos étnicos, numerosas tradiciones de los Ha Nhi, como el culto a la deidad de la cocina, se mantienen, creando un rasgo muy especial que los diferencia y que fascina.

comentar

Noticias Relacionadas
Otros