Disciplina organizativa fortalece al Partido Comunista de Vietnam

(VOVworld) - La disciplina ha sido una condición necesaria para la supervivencia y el desarrollo del Partido Comunista de Vietnam desde su fundación. En el contexto de la renovación e integracion del país, ese factor vuelve a ser mas trascendental en aras de fortalecer la unidad, consolidar la organización y mantener sus filas cada vez más sanas y fuertes, especialmente en el aspecto ideológico.

La aplicación de la disciplina del Partido es un trabajo político e ideológico que se basa en el compañerismo y el sacrificio por los beneficios de la clase trabajadora y de la nación. Según los estatutos de la organización, es fundamental mantener una disciplina basada en el centralismo democrático y lograr una auténtica unidad en pensamiento, políticas, planes, dirección y acción de todo el Partido. Demuestran también la importancia de garantizar un alto grado de centralismo y cohesión en sus filas, así como la necesidad de promover la democracia participativa y la creatividad de cada miembro.

Disciplina organizativa fortalece al Partido Comunista de Vietnam - ảnh 1
El presidente de la Asociación vietnamita de Víctimas del Agente Naranja/Dioxina, coronel general Nguyen Van Rinh


Fortalecer disciplina organizativa del Partido, una tarea regular

Cabe destacar que la disciplina organizativa no sólo requiere de su cumplimiento, sino que también es de carácter obligatorio. Es decir, el individuo está subordinado a la organización y cada quién actúa de conformidad con las disposiciones del Partido. Su reforzamiento contribuye a enaltecer la responsabilidad y la voluntad unificada según las líneas trazadas por las resoluciones del máximo órgano político. El presidente de la Asociación vietnamita de Víctimas del Agente Naranja/Dioxina, coronel general Nguyen Van Rinh, expresó: “Todos los miembros del Partido están obligados a acatar la disciplina de la organización, sin excluir a nadie. Por lo tanto, es muy importante que los dirigentes mantengan la ejemplaridad ante todos los militantes y las masas y garanticen su aplicación estricta y eficaz, lo que es necesario para fortalecer la democracia en el Partido, así como estrechar la relación entre esa última y la disciplina.

 Enaltecen responsabilidad de jefes y superiores de unidades

La resolución del IV Pleno del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam (duodécimo mandato) identifica 27 manifestaciones relativas a la degradación en el aspecto ideológico-político y la moral. El documento establece también numerosas medidas destinadas a consolidar la militancia nacional y prevenir y frenar ese tipo de expresiones, así como fortalecer la disciplina organizativa como vía para promover el liderazgo del Partido. Según Nguyen Van Rinh, cada miembro debe construir sus propios planes para aplicar con seriedad la referida resolución. Al respecto, señaló: “Creo que, en primer lugar, se deben promover los principios de la democracia y fuerza colectiva, mejorar la combatividad mediante las reuniones de las células partidistas locales, las cuales son consideradas un puente entre los partidarios y las masas. En el caso de los militantes, es necesario cumplir con las obligaciones estipuladas y sus compromisos ante el Partido y el pueblo.”

En síntesis, la aplicación de la disciplina constituye una garantía para implementar las líneas del Partido y las políticas del Estado. No es sólo una responsabilidad, sino también una obligación de cada miembro de la organización en todas las etapas de desarrollo del Partido Comunista de Vietnam.

comentar

Noticias Relacionadas
Otros