Da Sy, tierra de hombres talentosos

(VOVWORLD) - Da Sy es conocida como una aldea de oficio de la herrería tradicional en el delta del río Rojo en el norte de Vietnam. Pero es también la cuna de muchos que obtuvieron el título “Trang Nguyen” (equivalente al de "doctor", en el sistema de exámenes imperiales de las dinastías feudales) y de varias personalidades nacionales, incluidos estudiosos, médicos, generales y mandarines en la antigua capital de Thang Long (hoy Hanoi).
Da Sy, tierra de hombres talentosos - ảnh 1 La puerta principal del pueblo Da Sy

 Da Sy se llamó antes Se, Dan Khe, Huyen Khe y Dan Sy. El nombre actual, oficializado a partir de mediados del siglo XVIII, significa “una gran cantidad de mandarines”.

Durante la época feudal de Vietnam, desde la dinastía Ly (1010-1225) hasta la Nguyen (1802-1945), el país tenía veinte aldeas que podían presumir de al menos diez personalidades que aprobaron los exámenes de doctorado. En cuanto a Da Sy, 11 de sus hijos fueron ganadores del referido título entre los siglos XV y XVIII. Algunos clanes, incluso el de Hoang, contribuyeron considerablemente al prestigio de la localidad. Entre las 9 personas honradas en estos concursos destacó Hoang Nghia Phu, a quien se le considera el primer ganador de los concursos de mandarines tanto en Vietnam como en China. El investigador cultural Trinh Quoc Hoan contó: “En 1431 se pusieron en marcha estas competiciones y Hoang Trinh Thanh se convirtió en uno de los cuatro primeros estudiosos de Vietnam. En ese momento no había certamen de doctorado, simplemente se seleccionaban los cuatro académicos más brillantes del país. Más tarde, cuando Hoang Nghia Phu, que en realidad era el nieto de Hoang Trinh Thanh, también resultó ganador, fue ascendido luego al rango de embajador y enviado a China, donde obtuvo el título de “Trang Nguyen” otorgado por el emperador de esa nación. Es por eso que se le considera el primer triunfador chino-vietnamita”.

Además de haber sido en su tiempo uno de los cuatro primeros estudiosos de Vietnam, Hoang Trinh Thanh tuvo la idea de abrir su jardín para los niños del pueblo con el propósito de enseñarles sus conocimientos y despertarles el espíritu del aprendizaje.

En el libro “Dai Viet Su ky Toan Thu” (Historia general de Dai Viet), se aprecia el mérito y la trayectoria de Hoang Trinh Thanh y se le considera no solo como un académico y profesor, sino también un político, militar, diplomático, una personalidad cultural y un gran poeta.

De acuerdo con ese texto, en 1462, el rey Le Thanh Tong se inspiró en el sabio consejo de Hoang Trinh Thanh para modificar el código Hong Duc, la legislación civil más destacada de las dinastías feudales de Vietnam, la cual favorecía las políticas preferenciales para el pueblo. Nguyen Hong Phan, un anciano, dijo lo siguiente: “Después de altibajos, al pueblo finalmente se le dio el nombre de Da Sy. ¿Por qué? Simplemente porque aquí había una gran cantidad de personas con título de doctorado.Actualmente podemos encontrar en Van Mieu-Quoc Tu Giam (Templo de la Literatura) sus nombres inscritos en las estelas de piedra. Por otra parte, en el templo del pueblo hemos preservado edictos reales de varias dinastías para honrar la tradición de excelencia académica de nuestra localidad”.

Da Sy, tierra de hombres talentosos - ảnh 2 El templo de la aldea

 Otro hijo ilustre de Da Sy es Hoang Don Hoa (1498 -1583), a quien se le considera el gran precursor de la medicina militar del país. Heredó algunas recetas medicinales difundidas por Tue Tinh, ancestro de la medicina tradicional vietnamita. Al respecto, Trinh Quoc Hoan, un aldeano local, informó: “Hoang Don Hoa escribió un gran libro de medicina llamado “Hoat nhan toat yeu”, que incluye miles de valiosos métodos para tratar a enfermos. Posteriormente, Trinh Don Phac fue su discípulo y siguió ese camino. En aquel momento, fue nombrado titular del Instituto de Medicina de la dinastía feudal de Vietnam. También fue el único médico de Vietnam que curó a la esposa del emperador Qianlong de China”.

 Según explica la geomancia, el pueblo de Da Sy está situado en una buena posición geográfica, es decir, donde convergen cuatro factores sagrados, incluidos un dragón verde a la izquierda, un tigre blanco a su derecha, una tortuga negra en la parte trasera y por último, un gorrión rojo en la delantera. También tiene la forma del “pico del fénix chino”, que, dicen, es una buena señal.

comentar

Noticias Relacionadas
Otros