Fructífera cooperación en educación entre Ciudad Ho Chi Minh y Japón

(VOVworld) – La exitosa cooperación en el sector educacional entre Ciudad Ho Chi Minh y socios japoneses se considera uno de los puntos brillantes de las relaciones entre los dos países. Los programas de intercambio de estudiantes y profesores, así como los de coordinación y ayuda en el desarrollo educativo y formación profesional demuestran el dinamismo de esta colaboración.

En los últimos años, un gran número de grupos empresariales prestigiosos de la nación del sol naciente han implementado proyectos de promoción de un ambiente educativo moderno y amigable en Ciudad Ho Chi Minh. Por ejemplo, en 2012, el Grupo Ajinomoto apoyó al Departamento de Educación y Formación de la urbe survietnamita a desplegar el programa titulado “La alimentación escolar”, con el cual pretendía mejorar el estado nutricional en los niños de Primaria.

Una de las elegidas para participar en esta iniciativa, la Escuela Primaria Trung Trac, en el distrito 11, ha alcanzado grandes logros. Según el director de la entidad, Phan Van Tri, con una financiación de mil 300 millones de dongs (57,2 mil dólares) por parte del Grupo Ajinomoto, su centro se dotó con un comedor moderno, con áreas separadas de recepción, preparación y procesamiento de alimentos, lo que facilita y fortalece la gestión. Phan Van Tri agregó: “Este modelo ayuda a garantizar la higiene alimentaria y aprovechar los espacios, y también reduce el trabajo de los cocineros, además de ofrecerles comidas más ricas y sanas a nuestros alumnos”.

Fructífera cooperación en educación entre Ciudad Ho Chi Minh y Japón - ảnh 1
La Universidad Hoa Sen, en Ciudad Ho Chi Minh, ha realizado activamente los programas de intercambio con sus socios de Japón (Foto: Internet)


Entretanto, en los niveles más altos, las dos partes cooperan a través de programas de formación profesional y transferencia de tecnología. La Universidad de Agricultura y Silvicultura de Ciudad Ho Chi Minh ha logrado vincularse con más de 20 instituciones y centros de investigación nipones de urbes como Kobe, Kyushu, Osaka, Saga, Hiroshima y Kanazawa. Mientras, la Universidad Hoa Sen ha ayudado a 75 estudiantes vietnamitas a experimentar la vida en Japón y viceversa. Dinh Lan Anh, encargada de Relaciones Públicas y Periodismo de la institución comentó: “El intercambio cultural y educativo es la base para fortalecer los vínculos entre las dos naciones. Los escolares participantes en los proyectos de este tipo serán los que aportarán a consolidar esos nexos, incluso después de que se gradúen”.

La colaboración mutua en la formación profesional también ha obtenido positivos resultados. Tran Thanh Hai, rector del Colegio Vien Dong (Lejano Oriente), dijo que su fundación ha coordinado con el Colegio de Automóviles Nakanihon, de la ciudad japonesa de Nagoya desde 2014 y que en abril venidero, enviará sus profesores a la última para hacer prácticas con coches eléctricos e híbridos. También algunos de sus alumnos viajarán en el futuro cercano al Colegio de Automóviles Nakanihon para cursar la ingeniería automovilística durante un año y medio. Además de este sector, el referido plantel vietnamita coopera con socios nipones en los campos de enfermería, construcción y mecánica. Según Thanh Hai, esta colaboración ha cambiado los métodos de enseñanza y estudio de su entidad. “Optamos por las asignaturas más cercanas a las demandas de la actualidad y condensamos su contenido para que esté más adecuado a los estándares internacionales. Por otra parte, los estudiantes están más conscientes de su profesión y demuestran una actitud más activa en las clases”.

Hoy día, Ciudad Ho Chi Minh se concentra en la enseñanza del idioma japonés entre sus ciudadanos y colabora con el Fondo de Intercambio Cultural de Japón para ofrecer cursos de entrenamiento a profesores en la Educación Secundaria. Igualmente, la administración municipal ha concedido el permiso a más de 40 centros de enseñanza de esa lengua para que realicen su labor.

De hecho, la cooperación entre Ciudad Ho Chi Minh y Japón ha ayudado a la primera a acceder a métodos modernos, con el fin de elevar la calidad de su sector educativo, además de contribuir a consolidar las relaciones diplomáticas entre los dos países, establecidas hace más de 40 años.

comentar

Noticias Relacionadas
Otros